viernes, 19 de diciembre de 2014

Frente a frente nos ganamos...

Hoy me senté a esperarte...
Y te vi llegar
con tus pasos firmes,
tu elegancia puesta
y esos ojos mirando perderse la vida
con su sombra a cuesta.

Te vi notar mi mirada
y mirarme sonriendo
y abrazarme desde lejos
como quien me está perdiendo.

Se paró tu cuerpo en seco;
frente a frente dibujando
nuestras manos dos caricias
que en el aire se quedaron
como si llevaran prisa.

Yo no pude levantarme
pero te tendí mis sueños
y quisiste acompañarme;
quedarte conmigo en esta historia
donde fueras mi último dueño.

Te perdí mirando al río
pero ya nada podría arrancarme
las ganas de tus ojos en los míos.
Se apagaron tus pisadas con la tarde
y en mi banco solitario y frío
dejé grabado un te quiero con el alma
y en mi carne, un desesperado adiós
a tu amor tardío...

No hay comentarios:

Publicar un comentario