jueves, 12 de febrero de 2015

Mis musas y yo...

Algunos días,
mis musas y yo nos desnudamos el alma
y ese rincón del que nadie sabe,
se viste de osadía y se tira a la calle.
A la tarde,
nos recoge el viento canalla
que todo lo mueve
y nos deja en casa;
calladas, ausentes...
Sin querer mirarnos siquiera
por si en el camino
nos cambió la suerte...

No hay comentarios:

Publicar un comentario