lunes, 20 de marzo de 2017

PENSANDO EN TI.

Tantas veces pienso...

¿Qué me une a ti?
¿Qué te hace tan mío?
¿Cuánto tiempo te quedarás o me quedaré?
¿Seremos capaces de retenernos?
¿De comprendernos cuando ya no queramos?
¿De aceptar tus desvaríos?
¿De incluirte en los míos?
¿Sabremos?
¿Podremos?

Después vienen muchos silencios...

Y los escucho; no saben... Yo tampoco sé. Ni tú.
Pero entonces recuerdo que todas las batallas las he perdido  en tu piel, en tu boca y en muchas miradas prohibidas con las que hemos pecado a viva voz.
Y es en este punto donde también pierdo la razón del alma y la calma del cuerpo. Y sólo suspiro... Y entiendo con el corazón lo que la moral no me deja. Y siento... Y siento, y siento...
Y es que tú y yo no estamos hechos para pensarnos; quizás alguien nos pensó para querernos...
Y yo te quiero.

No hay comentarios:

Publicar un comentario